Age of Empires III: Definitive Edition Review

-

Jugar el Age of Empires III: Definitive Edition es como una experiencia completamente nueva y completa la trilogía de tratamientos “definitivos” de la serie Age of Empires, llevando los juegos a una nueva generación y capturando los corazones y las mentes de un grupo de jugadores completamente nuevo.

Age of Empires III: Definitive Edition implica una gran cantidad de construcción. Siguiendo la fórmula probada y verdadera de sus predecesores, agrega nuevas características de juego lo cual siempre será algo más que bienvenido; la más grande de todas es la mecánica de la “ciudad local”. Tu ciudad natal es un lugar próspero que se construye con tu imperio y te permite ofrecer ventajas tácticas que pueden cambiar el rumbo de un juego; por ejemplo, si tienes pocos recursos, puedes usar tus puntos de experiencia para enviar los artículos necesarios, o si necesitas refuerzos para tu ejército, puedes enviar unidades adicionales. Cuanto más hagas dentro del juego, más EXP acumularás, dándote cartas adicionales para jugar en lo que se conoce como tú “Baraja de cartas”. Esto realmente me agrado bastante, es como un sentir fresco dentro de esta saga.

Sin embargo, hay un inconveniente en ciertas tarjetas, lo que significa que solo puedes usarlas una cierta cantidad de veces. Tu mazo de cartas se puede construir y barajar para inyectar la ventaja correcta en el momento adecuado del juego y, a medida que avanzas a través de las edades, tus niveles de cartas mejoran y brindan un mayor impulso a tus recursos.

Pero como era de esperarse este sistema no está ni cerca a ser perfecto, Por un lado, elegir cartas para enviar a tu aldea te lleva de inmediato de la acción y de regreso a tu ciudad natal, lo que elimina tu enfoque de la estrategia actual. También puedes elegir a dónde deseas que se envíen los envíos. Las “Unidades de Héroe” (o exploradores) pueden recibirlas directamente, y también varios tipos diferentes de edificios, sin embargo, esto puede resultar una desventaja si estás enviando tanto suministros como unidades, ya que tus suministros pueden terminar en el campo de batalla o en tus unidades. bien alejado de la batalla donde más los necesitas.

La dotación de recursos de los aldeanos es similar a las entregas anteriores, menos los viajes continuos de ida y vuelta entre el recurso y el depósito, evitando la necesidad de construcciones como depósitos de madera y pozos de minería.

Además, las casas toman la forma de varias formas diferentes dependiendo de tu civilización inicial, y también pueden proporcionar ventajas como la producción de recursos adicionales. Los sistemas de puestos de comercio eliminan los carros y botes comerciales de juegos anteriores, y el juego presenta asentamientos nativos en todo el mapa con los que se pueden aliar a medida que avanza el juego.

El juego cuenta con una plétora de nuevas unidades para la serie, y junto con árboles tecnológicos expandidos y clases y unidades de civilización independientes, agrega un poco más de profundidad a la estrategia y las tácticas de combate.

La obtención de recursos es lo más extraño, la ubicación estratégica y la defensa de los sitios de recursos ahora se han ido, y los aldeanos se quedan a su suerte. La idea de la ciudad local es buena pero también extremadamente molesta cuando se trata de tener que verificar constantemente entre el mapa y la ciudad. Además, las combinaciones de teclas tradicionales y los clics del mouse se eliminan por completo. Por ejemplo, hacer clic derecho en algo con un aldeano para repararlo ya no ejecuta dicha opción. Claro, parece quisquilloso, pero como dicen, si no está roto.

Con importantes ajustes en la jugabilidad básica, así como una revisión gráfica, este no es el remaster promedio. Age of Empires III: Definitive Edition se siente fresco y completamente nuevo, incluso para un juego que tiene quince años. Acercar y alejar las batallas es una pequeña y dulce novedad ligada al simple hecho de mover la rueda del mouse y realmente resalta los avances gráficos realizados desde que se lanzó el original.

El multijugador ahora tiene emparejamiento basado en servidor, y se dice que es similar al sistema de emparejamiento de AOE 2: DE. También hay tablas de clasificación integradas, modos de espectador, juego cruzado, nuevos mapas y un equilibrio de juego mejorado.

Singleplayer ha rediseñado la IA que se centrará en composiciones de ejército completas y se retirará de las batallas perdidas, hay una nueva configuración de dificultad extrema, así como políticos y revoluciones para las civilizaciones europeas. En el departamento de campañas, notarás que las ocho campañas y expansiones están disponibles al instalarlas, con historias de nativos americanos revisadas, un sistema de medallas para recompensar a los jugadores y un nuevo modo de Batallas históricas. En cuanto a las mejoras de la interfaz de usuario, hay ajustes preestablecidos de teclas de acceso rápido, un árbol tecnológico, una interfaz de usuario ampliada y escalable, un rango visible y unos indicadores de progreso de construcción para los edificios. Además, hay opciones heredadas disponibles para recrear la experiencia clásica de AOE 3.

Tomando el modo historia, comencé mi búsqueda como Morgan Black y me enfrenté al ejército otomano. AOE 3: DE hace un trabajo promedio al enseñar al jugador cómo operar el juego. Cuando se le dan instrucciones como “defender el puesto de mando”, pero no se le indica qué unidades son mejores contra otras unidades, simplemente actúa para hacer perder el tiempo al jugador.

El juego se adaptaría mucho mejor a un sistema de tutoriales más revisado que se agarre de la mano al principio, pero una vez que hayan comprendido los conceptos básicos del juego, deberían tener rienda suelta. Demonios, incluso una opción para activar y desactivar los consejos estaría bien, ya que los jugadores como yo que no han tocado los juegos de Age of Empires en un tiempo están de vuelta en el punto de partida.

La inteligencia artificial es aguda y, a veces, frustrante, especialmente cuando los ataques te golpean y huyen continuamente mientras construyes tu ejército, luchas en la mitad del mapa o planeas una muy buena estrategia para recibir a estos atacantes, todo esto contrario a Age of Empires II Definitive Edition, donde la IA dejaba mucho que desear.

Incluso el modo historia es un gran momento de entretenimiento, y aunque la actuación de voz puede dejar un poco que desear, las campañas son divertidas, ya que las recreaciones de batallas históricas a través de la lente de personajes de ficción agregan un poco de emoción adicional al juego. en general.

En fin, esta versión definitivamente deja un mejor sabor que su predecesora, se siente bastante estable al jugarlo, el cambio gráfico es magistral, y nos ofrece muchísimas horas de entretenimiento.

Este review fue realizado gracias a una copia proporcionada por Xbox Game Studios

DETALLES DEL REVIEW

SUMARIO

Esta versión definitivamente deja un mejor sabor que su predecesora, se siente bastante estable al jugarlo, el cambio gráfico es magistral, y nos ofrece muchísimas horas de entretenimiento.
Rafael Garcia
Rafael Garciahttp://gamersrd.com
Ingeniero de sistemas, amante de la lectura, el cine, video juegos, tecnologia.

SÍGUENOS

160,743FansMe gusta
24,955SeguidoresSiguenos
4,321SeguidoresSiguenos
4,104SuscriptoresSuscribete

APROVECHA ESTAS OFERTAS

DESTACADAS

Esta versión definitivamente deja un mejor sabor que su predecesora, se siente bastante estable al jugarlo, el cambio gráfico es magistral, y nos ofrece muchísimas horas de entretenimiento.Age of Empires III: Definitive Edition Review